Estudiar un posgrado: La educación como propósito de año nuevo

victor-chavez

Por Víctor Chávez
Director de atracción de talento de Grupo Human
Twitter: @GrupoHuman

Inicia un nuevo año y es momento de trabajar en todos aquellos propósitos que se planearon en la Nochevieja. Continuar con la formación profesional es una gran idea para llevarla a cabo durante el 2017, adquirir conocimientos, habilidades y competencias que formen un perfil mucho más completo y competitivo. Optar por cursar un posgrado en el contexto actual de crisis e incertidumbre podría parecer algo difícil porque representa una inversión considerable; sin embargo, y pese a todo, no hay mejor inversión que la educación y justo ahora es un buen momento para crecer profesionalmente.

Según datos de la OCDE, en México sólo el 4 por ciento de los estudiantes cursará un posgrado. Invertir en una maestría o doctorado no sólo representará un mejor salario o atractivas prestaciones, sino también supone un crecimiento intelectual y profesional de la persona que lo cursa, ya que lo hará ser un elemento clave para cualquier organización en la que se desarrolle profesionalmente, además de contribuir con el mismo crecimiento de la empresa.

Algunas de las razones por las cuales es benéfico optar por un posgrado son:

● Crecimiento laboral: Contar con un nivel académico superior permite acceder a puestos claves de la organización.

● Inversión segura: El Instituto Mexicano para la Competitividad A.C. indica que obtener un posgrado incrementa hasta un 127 por ciento la expectativa salarial.

● Mejor sueldo y prestaciones: Ligado al crecimiento laboral viene un aumento en el salario y los beneficios de ocupar una posición de mayor responsabilidad.

Si bien los beneficios de un posgrado son muchos, es necesario evaluar el momento actual de la carrera profesional y, en algún sentido, de la vida personal. El cursar una maestría o doctorado implica un compromiso que demandará tiempo y recursos económicos. Los momentos menos recomendables para comenzar con un posgrado son:

● Si el posgrado supera el presupuesto estimado, es mejor esperar un poco para poder costearlo sin adquirir una deuda que pueda repercutir de forma negativa a las finanzas personales. No obstante, existen formas de financiamiento que podrían ajustarse a las necesidades del alumno.

● Compromisos familiares pueden dificultar dedicarle la atención necesaria al posgrado. Si bien hay diferentes modalidades y los horarios suelen ser un tanto flexibles, estudios de este nivel demandan la mayor concentración posible por el elevado grado académico.

● El modelo de un posgrado no se adapta a las necesidades profesionales o proyectos. En tal caso, la educación continua a través de cursos o certificaciones puede ser la solución.

Un indicador claro de que es momento de comenzar un posgrado es cuando los estudios de nivel licenciatura no fueron lo suficientemente especializados como para hacer frente a las exigencias del mundo laboral. El 2017 será un año complicado en varios sentidos, entre ellos el trabajo. No sólo por el tema económico y político sino porque cada vez hay mayor especialización, se exige preparación continua y adquirir nuevas competencias que un posgrado puede otorgar.

Llegado el momento de elegir un posgrado es preciso conocerte, saber cuál es el objetivo que se busca, de qué manera va a contribuir al crecimiento profesional y, finalmente, conocer el tiempo y costo que se deberá invertir para lograrlo. Siempre es posible consultar a un asesor para que la decisión sea las más asertiva, o bien, realizar pruebas de personalidad, aptitud o vocación profesional y de esa manera lograr una idea clara sobre el posgrado que mejor se adapte a las necesidades profesionales.

Actualmente, existen en México diversas instituciones que pueden financiar el costo total o parte de él. En ocasiones, estos apoyos incluyen manutención en caso de que la maestría o doctorado sea en el extranjero. La idea es que una vez concluidos los estudios se comience a pagar la deuda con la institución. Otras asociaciones e instituciones gubernamentales otorgan becas como apoyo a la educación y formación profesional de los mexicanos.

Existe un gran abanico de posibilidades para cursar un posgrado, tanto en temática, universidades e instituciones, así como en la manera de financiarlos y acceder a ellos; el primer paso es decidirse a hacerlo, informarse, evaluar cuál es la mejor opción y así cumplir con ese propósito de año nuevo, ya que no hay mejor inversión que la educación.

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria

Evelyn Castillejos About Evelyn Castillejos
Comunicóloga por la FCPyS-UNAM y la UAM-Xochimilco, con experiencia en producción audiovisual y periodismo escrito y online. Pasión por el cine, la fotografía, la música y el teatro. Mi Twitter es @evelyngcp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>