Honestidad con uno mismo, el propósito que debemos cumplir en la vida

madian-morante

Por Madián Morante
Gerente de marketing para EMC México
Twitter: @MadianMorante

El feminismo es un movimiento social y político que se inicia formalmente a finales del siglo XVIII y que supone la toma de conciencia de las mujeres de la opresión, dominación y/o explotación de que han sido y son objeto por parte del colectivo de varones, moviéndolas a tomar acción para la liberación de su sexo.

Hace algunos días me encontré platicando con una de mis mejores amigas acerca de este tema luego de que compartiera conmigo un logro de gran magnitud en su carrera profesional: aceptó ser la directora editorial de una revista de gran envergadura. Unos meses atrás, el que era su prometido le expresó que su deseo era que ella abandonara su trabajo una vez que ellos se casaran. Después de varias semanas difíciles, ella decidió terminar con él por dicha razón y continuó enfocada en lo que ella consideraba que la llevaría a la total plenitud. ¡Y qué resultado!

Puedo decir con toda certeza que yo no soy feminista ni tampoco prefiero trabajar y/o rodearme de hombres. ¡Disfruto maravillosamente de la compañía de ambos! Considero que cada uno tiene un rol fundamental en la sociedad y que hemos sido dotados de aptitudes para desarrollar cualquier tarea que nos propongamos.

No soy pro mujer, no soy pro hombre, pero sí soy pro libre albedrío y creo que el trabajo, en cualquiera de sus modalidades, estimula en gran medida el desarrollo del ser humano, además de ser un impulsor de la prosperidad y una amalgama social.

Como mercadóloga, creo también que el ser productivos nos genera necesidades adicionales, relacionadas estrechamente con el consumo de bienes y servicios. No solamente estamos generando riqueza, sino también apoyamos a que la economía del país siga girando. Hoy, por ejemplo, visité ya dos restaurantes, una cafetería, compré un par de revistas y estoy pensando en visitar algún centro comercial para hacer mis compras navideñas de último minuto. ¡Ahora multipliquemos esto por el número de personas que trabajan y destinan parte de sus ingresos al consumo!

Por diferentes razones, hombres y mujeres se ven en la necesidad de dejar ciertas actividades que los hacían sentirse bien consigo mismos. En el libro de “Los orígenes del Psicoanálisis” de Sigmund Freud hay una cita que quisiera rescatar: “Being entirely honest with oneself is a good exercise”.

Valdría la pena hacer un alto de vez en cuando para preguntarnos a nosotros mismos con toda honestidad: “¿Qué es lo que realmente quiero para mi vida?” y actuar en consecuencia. No por juicios, no por creencias, no por lo que opina el otro, sino dejarnos guiar por esa honestidad propia y por los intereses más profundos de nuestro ser.

¡Para y elige para ti!

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria


Evelyn Castillejos About Evelyn Castillejos
Comunicóloga por la FCPyS-UNAM y la UAM-Xochimilco, con experiencia en producción audiovisual y periodismo escrito y online. Pasión por el cine, la fotografía, la música y el teatro. Mi Twitter es @evelyngcp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>