tecnología discapacidad auditiva

Seúl, Corea del Sur.- Hyundai Motor Group reveló una innovadora tecnología que ayuda a los conductores con problemas de audición.

Los conductores con discapacidad auditiva dependen principalmente de sus sentidos de la vista y el tacto. Por ello, Hyundai creó una forma de comunicación para estas personas que incorpora sonidos internos y externos a través de medios táctiles y visuales, lo que amplía la libertad de movilidad a todos los conductores, independientemente de sus limitaciones físicas.

La tecnología utiliza Inteligencia Artificial para analizar los patrones de sonido externos y emplea dos sistemas separados de asistencia a la conducción que trabajan juntos simultáneamente: la Conversión Audio-Visual (AVC, por sus siglas en inglés) y la Conversión Audio-Táctil (ATC), pensados en los conductores con discapacidad auditiva que tienen un agudo sentido del tacto y capacidades visuales afinadas.

El AVC permite una conducción más segura al ayudar a la comunicación con el entorno externo a través de representaciones visuales de patrones de sonido, como las sirenas de los vehículos de emergencia, y pictogramas en la pantalla de visualización (HUD). El volante también está equipado con LED de varios colores, mismos que indican información de navegación mientras se conduce.

Por otro lado, el ATC transfiere los datos de sonido a vibraciones a través del volante, notificando al conductor información sobre entornos externos, como la distancia de los obstáculos en el camino.

Hyundai muestra el uso de esta tecnología a través de un conmovedor video llamado “Quiet Taxi” (Taxi en Silencio), que aspira a dar esperanzas a los conductores con problemas auditivos. A través de una invitación abierta, personas de todo Corea del Sur enviaron historias y Hyundai escogió a Lee Dae-ho como el primer conductor de taxi designado para probar la tecnología de asistencia a la conducción.

Lee, un padre con discapacidad auditiva que recientemente comenzó una nueva carrera como taxista, tuvo dificultades para escuchar y empezó a depender principalmente de su vista. Surgieron problemas con otros conductores en el camino cuando no podía escuchar las bocinas o las sirenas de los vehículos circundantes; además, necesitaba confiar constantemente en su visión, lo que causaba fatiga a un ritmo mayor que el del conductor promedio.

El video de la campaña, junto con la tecnología en sí, enfatiza el valor de la “libertad de movilidad” y demuestra los esfuerzos de Hyundai para permitir que las personas con discapacidad auditiva puedan conducir de forma libre y segura, utilizando desarrollos innovadores de vanguardia.

Como parte de su objetivo, Hyundai también desarrolló una aplicación que permite la comunicación entre pasajeros y conductores con problemas de audición.

Todo el proceso de “Quiet Taxi” se filmó en un estilo documental. Aquí te lo presentamos:

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here