lograr un ambiente laboral saludable
Claves para lograr un ambiente laboral saludable.

Por Daniel Gutiérrez Larotta
Director de consultoría de Grupo Human
Twitter: @DanGutierrezL

Un ambiente laboral saludable es clave para fomentar la innovación y el crecimiento del negocio, ya que un buen clima organizacional facilita la gestión del trabajo, promueve la cohesión de los equipos y facilita el desarrollo de estrategias de negocio basadas en el talento humano.

Los directivos necesitan medir el clima organizacional para identificar los factores tanto positivos como negativos que influyen en el bienestar de las personas, entre los que se encuentran la relación con sus compañeros, el espacio de trabajo y la carga de actividades. Al realizar un diagnóstico, es posible desarrollar estrategias que mejoren la calidad de vida de los colaboradores.

Ahora bien, es necesario estimular la comunicación en la compañía; de esta manera, los colaboradores podrán compartir su opinión e inquietudes con sus líderes. Con esta información, podrán reconocer los factores que ocasionan desmotivación, falta de compromiso y débil sentido de pertenencia.

Por otra parte, con este diagnóstico es posible identificar factores de riesgo psicosocial en el ambiente laboral, es decir, aquellas situaciones que están relacionadas con la naturaleza del puesto y que ocasionan padecimientos como ansiedad, estrés o alteraciones del sueño, los cuales no sólo afectan la salud, sino que impactan negativamente la productividad y la dinámica del equipo.

Además, es necesario diferenciar las situaciones que brindan una oportunidad de crecimiento para los colaboradores al poner a prueba sus habilidades de aquellas que representan un factor de riesgo psicosocial.

Dada la importancia que tiene la calidad de vida de los colaboradores, en octubre de 2018 fue aprobada la NOM 035-STPS-2018, la cual establece los elementos para identificar, analizar y prevenir factores de riesgo en la organización. Su objetivo es promover un ambiente saludable en los centros de trabajo que garantice el bienestar del personal y contribuya al incremento de la competitividad. Esta norma entrará en vigor el 23 de octubre de 2019. De no cumplir con lo estipulado, las empresas se harán acreedoras a diversas multas a partir de 2020.

Es importante que los líderes identifiquen a los colaboradores que se encuentran expuestos a condiciones laborales que generan estrés y afectan su calidad de vida; de esta manera, será posible brindarles la atención necesaria.

Por último, adoptar medidas para prevenir factores de riesgo psicosocial en la organización es fundamental para promover un entorno de trabajo que garantice el bienestar de las personas, refuerce su compromiso y estimule la innovación.

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here