Devin Patrick Hauer Ibero

Por Devin Patrick Hauer
Director de Ibero Consultores Estratégicos de la Universidad Iberoamericana

Las ideas tienen consecuencias. Tan sólo una idea es necesaria para construir uno de los negocios más grandes e importantes de la historia, de ahí la importancia de crearlas y aplicarlas. Vivimos una época donde mentes creativas, ideas revolucionarias, el conocimiento y el análisis de distintas áreas son indispensables para preparar e innovar las estructuras empresariales.

Las Think Tanks se han aplicado desde la Segunda Guerra Mundial donde grupos de expertos en guerra y socio-política se encargaban de analizar las oportunidades que resultaban al finalizar las contiendas. Desde hace algunos años, se han aplicado en el ámbito empresarial como espacios para la producción de conocimiento y las políticas públicas.

Think Tank, literalmente, significa un “tanque de ideas”; sin embargo, para entender qué es, en primer lugar debemos saber que se trata de un instituto, corporación o grupo organizado de expertos que estudian un tema en particular y proporcionan información y asesoramiento para desarrollar propuestas de actuación en beneficio de las empresas y negocios. El reto está en analizar cómo distintos aspectos van a evolucionar y repercutir en la sociedad bajo temas políticos, de negocios, económicos, tecnológicos, etcétera.

Para algunos se trata de un modelo de negocio, quienes saben qué es un Think Tank tienen claro que cada caso será único y particular de acuerdo con sus capacidades internas y urgencias en su entorno externo. Esto se logra mediante la generación de un Think Tank Oracle, donde un grupo de 5 a 10 expertos, de acuerdo con el objetivo, tiene un tiempo límite, dependiendo el tema, para encontrar una respuesta.

Generalmente, estas reuniones funcionan para generar una lluvia de ideas y exponerlas en diferentes áreas de conocimiento para al final tener una idea para un propósito, de esta manera, la toma de decisiones será más fácil, consciente y acertada por el bienestar de la cultura empresarial.

Actualmente, algunos Think Tanks están replanteando su rol, las metodologías, tácticas y objetivos. Como resultado, algunos de ellos han cambiado su denominación a “Fact Tanks”, definiendo así su renovado propósito de centrarse en los datos objetivos más que en las recomendaciones. Es importante mencionar que los académicos y miembros de estos grupos son pieza clave para los negocios, empresas y hasta naciones.

En América del Norte se encuentran 2 mil 57 Think Tanks, 86 pertenecen a México, 100 a Canadá y mil 871 a Estados Unidos. Sin embargo, a pesar de que en este último se implementaron las primeras fabricas de ideas de la historia, en Europa se encuentra la mayor cantidad de Think Tanks con 2 mil 219, según cifras del Think Tanks and Civil Society Program (TTCP) 2018 de la Universidad de Pensilvania.

La misión de un Think Tank es influenciar con el objetivo de impulsar un cambio a través de ideas, por lo que su principal trabajo es que el negocio o país tenga el impacto correcto en la sociedad o con algún tema en específico.

¿Todas las empresas necesitan de Think Tanks? La cultura empresarial es la base sobre la cual se deben asentar los cambios, por lo que los Think Tanks son parte importante para la correcta funcionalidad de ésta.

Es común que las empresas presenten cambios desde su estructura interna, la evolución empresarial es necesaria si se busca sobrevivir en el campo. Existe la obligación de innovar desde la parte de liderazgo en la definición de visión y misión empresarial, la cual debe ser sostenible. Estos cambios son sólo el principio de la transformación de la cultura empresarial.

Poner al cliente en el centro de la estrategia y tomar decisiones con base en sus necesidades es una visión hacia la que tienen que evolucionar todas las empresas, lo cual es fundamental para el éxito de las estrategias de customer experience. Esto, apoyándose en una metodología de trabajo transversal y colaborativa, y el análisis de los datos que se encuentren dentro y fuera de la empresa son algo en lo que se enfocan los miembros del Think Tank.

Algunos de los principales temas abordados durante los encuentros de estos expertos son: mejoras y usos de las redes sociales, mejor uso de internet, relaciones exteriores o colaboración pública, transparencia y buenos gobiernos, ideas políticas innovadoras, calidad e integridad, etcétera.

El reto de estos centros generadores de ideas está en impulsar y mostrar sus propuestas en contextos poco favorables al análisis, con líderes para quienes la información cuenta poco y que llegan a desconfiar y criticar a quienes son los generadores.

Nos encontramos en un mundo de ideas, de cambios y de innovación, por lo que aplicar esto a nuestros negocios es necesario para el éxito de todos.

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here