uso del storytelling en marketing

Por Vivian Barón
Fundadora y chairwoman de Band of Insiders

El storytelling es el arte de contar historias, algo que se ha hecho desde que inició la humanidad. Se ha utilizado para comunicarse con el otro, enseñar algo o generar empatía con los demás. En el marketing se utiliza para narrar una historia alrededor de un producto o servicio, para envolverlo en un contexto en el cual los consumidores generen reacciones hacia él.

Cuando compramos un producto o servicio, lo que realmente compramos es lo que nos hace sentir. Un buen storytelling hace que liberemos sustancias químicas como dopamina, serotonina, oxitocina e incluso endorfinas, dependiendo de lo que nos estén hablando, si es algo que nos entristece, alegra, hace enfadar o incluso enamora.

Las personas no siempre recuerdan lo que les dijeron pero sí lo que sintieron, de ahí la importancia que tiene un buen storytelling. A medida que los comportamientos de consumo van cambiando, los sentimientos ganan sobre el precio.

En marketing un buen storytelling que transmite un mensaje poderoso debe tener los siguientes puntos:

• Empático – Segmentar e investigar a la audiencia, ¿qué les mueve?
• Motivacional – La historia debe estimular alguna de las hormonas mencionadas previamente.
• Retador – ¿Qué problema hay que resolver?
• Generador de expectativa – Que la gente se envuelva dentro de la historia. Un acto inesperado produce emociones.
• Provocador “call to action” – Movilizar a la gente a crear o comprar algo.
• Data – Agregar estadísticas y estudios para ayudar a reforzar la historia.

Un buen ejemplo de storytelling es el caso de Activia, un producto muy consumido pero, al mismo tiempo, sencillo. Para amplificar este producto, en la agencia creamos un mensaje que conecta con la gente: mejorar sus hábitos alimenticios, algo que muchos queremos hacer y necesitamos el apoyo correcto.

Desarrollar varias herramientas alrededor del mensaje y sólo usar el producto como vocero es lo que convirtió a Activia en un embajador de la salud. Contando una historia con la que la gente se identificó y ayudándole a conseguir los objetivos deseados fue lo que convirtió a esta campaña en un caso de éxito.

Al final, todos estamos llenos de historias y el storytelling es una herramienta muy poderosa con la que podemos provocar reacciones que ayudarán a convencer a nuestra audiencia.

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here