tecnología para las empresas

Por Abelardo Lara
Country manager de Veeam México

La situación que atravesamos a partir del año pasado a causa de la pandemia posicionó a la tecnología en nuevos niveles.

En el terreno empresarial, una gran parte del personal trabajó la mayor parte del tiempo desde casa, mientras que, a nivel personal, las compras en línea se convirtieron en la primera opción para muchas personas, al grado de que, de acuerdo con la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO), el comercio electrónico creció 81% en 2020 comparado con un año antes.

Por su parte, las plataformas de mensajería instantánea (IM, por sus siglas en inglés), redes sociales y videoconferencias incrementaron su número de usuarios de manera consistente y las estadísticas globales muestran que las suscripciones a los servicios de streaming bajo demanda también aumentaron de forma exponencial.

Todos esto era de esperarse cuando, a lo largo del año pasado, prácticamente todo el mundo fue sometido, al menos en determinado momento y medida, al confinamiento y distanciamiento social.

Así entramos al 2021 con una verdad indiscutible: la tecnología hoy es protagonista y sin ella nuestra vida diaria se vería seriamente afectada. Si no contáramos con internet, conectividad, aplicaciones, nube, sensores, movilidad, servicios de telecomunicaciones y muchos otros componentes tecnológicos, la operación de las ciudades se volvería un caos, las empresas detendrían sus servicios irremediablemente y nosotros, en nuestro papel de usuarios y consumidores, veríamos limitados los medios para mantenernos en contacto con nuestros seres queridos, ejercitarnos, estudiar, trabajar, comprar, entretenernos y un sinfín de actividades más.

En otras palabras, la tecnología ha pasado a ser el arma secreta para nuestro día a día. Es evidente el avance que se ha dado, sobre todo recientemente en la transformación digital del país al igual que en el uso de innovaciones como el internet de las cosas (IoT), realidad virtual y aumentada (VR/AR) e inteligencia artificial (IA), entre otras, al servicio tanto de las organizaciones como de gobiernos y de cada uno de nosotros, la mayoría de las veces sin que nos demos cuenta.

Esto, por supuesto, es sumamente alentador, pero también trae consigo una gran responsabilidad, pues al tomar cada vez más un rol casi tan vital como el agua o la electricidad deberíamos poder esperar que sea cada vez menos frecuente padecer caídas de sistemas, conectividad pobre, respuestas lentas a comandos en aplicaciones móviles, sitios web que no funcionan, pérdida de datos y demás situaciones de este tipo. La pregunta es ¿estamos en el camino de lograrlo?

Lo cierto es que aún falta avanzar en este sentido para que tanto los proveedores de servicios de tecnología como las empresas con las que interactuamos a diario a través de entornos digitales o que nos brindan un servicio basado en la tecnología puedan garantizar una disponibilidad total. De hecho, según el Reporte de Tendencias de Protección de Datos 2020 de Veeam, el 73% de las organizaciones admite que no ha podido cumplir con la demanda de un acceso ininterrumpido a datos y aplicaciones.

Adicionalmente, están las amenazas cibernéticas y de ransomware que no dan tregua y todo indica que irán en aumento.

Gestión de Datos en la Nube, la tecnología que requieren las empresas en 2021

He ahí que una estrategia de Gestión de Datos en la Nube se hace imprescindible, dado que brinda a las empresas la posibilidad de tener continuidad de negocio y un manejo protegido de la información del negocio y la de sus clientes, al igual que las aplicaciones e infraestructura de TI que administran.

La Gestión de Datos en la Nube se basa en tecnologías de respaldo y recuperación ante desastres integradas, inteligentes, orquestadas y automatizadas, de forma que cada dato e interacción va y viene seguro, lo mismo si están en alguna nube los centros de datos de la organización o migrando entre plataformas.

Ahora que la tecnología va tomando cada vez más un papel de infraestructura crítica, implementar esta gestión inteligente y automatizada de datos parece ser el siguiente paso. Para nosotros como usuarios, esto se traduce en una mayor disponibilidad para continuar disfrutando nuestro convivio diario con ella, lo cual es estupendo.

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here