Rostros detrás de la mascarilla Canon

Ciudad de México- La propagación del COVID-19 alrededor del mundo ha representado un reto sin precedentes para todos los sectores de la sociedad. En el caso específico del sector salud, esta situación ha traído largas, extenuantes y agotadoras jornadas de trabajo.

Por ello, Canon Mexicana decidió expresar su profundo agradecimiento a los profesionales de la salud que velan sin descanso por la salud de los mexicanos a través de la iniciativa “Rostros detrás de la mascarilla”.

En los hospitales donde se están librando las batallas contra el COVID-19, los profesionales de la salud están cubiertos por equipos de protección que dificultan que los pacientes reconozcan a los seres humanos que están detrás de las mascarillas. Y dada la importancia del vínculo humano entre doctores y pacientes, especialmente en estos momentos difíciles en los que hay miedo, incertidumbre y soledad en ambas partes, la compañía invitó al personal sanitario que está en el frente a imprimir una fotografía de su rostro sonriente y portarla de manera visible. El ver un rostro amigo y conocer la cara de la persona con quien se ha compartido esta lucha, sin duda, es algo que, desde el punto de vista humano y sensorial, marca una diferencia.

Fiel a su filosofía corporativa Kyosei –vivir y trabajar juntos por el bien común-, Canon puso a disposición de hospitales públicos y privados su tecnología, enviando impresoras de calidad fotográfica, así como tintas y papel, para que el personal sanitario pueda utilizar el poder que tiene una imagen para transmitir sentimientos de esperanza, empatía y solidaridad a las personas afectadas por el COVID-19.

La iniciativa “Rostros detrás de la mascarilla” ya ha sido implementado en los siguientes hospitales:

– Instituto Nacional de Nutrición Salvador Zubirán.
– Instituto Nacional de Cardiología Ignacio Chávez.
– Hospital Juárez de México.
– Hospital General de México.
– Hospital Regional de Alta Especialidad de Ixtapaluca.
– Hospitales de la Red Christus Muguerza (4 en Monterrey, 1 en Chihuahua, 2 en Puebla, 1 en Reynosa, 1 en Saltillo y 1 en Mérida).

Además de las impresoras PIXMA G3111 y SELPHY CP1300 y sus consumibles, se otorgó asesoría virtual de expertos para la instalación de los equipos. Gracias a la tecnología de éstos, no es necesario contar con un equipo fotográfico, basta con tener una fotografía almacenada en algún dispositivo móvil para imprimirla de manera inalámbrica.

Este agradecimiento de Canon a los profesionales de la salud se suma al de toda la sociedad mexicana, quien les aplaude su esfuerzo, dedicación y pasión por luchar por la salud y el bienestar de los mexicanos.

Sigue a The markethink y entérate de los temas más actuales y sobresalientes de la industria

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here